Archivo

Posts Tagged ‘Patente de corso’

“Esa otra fiel infantería” by Arturo Pérez-Reverte

Lun, 11 abril, 2011 Los comentarios están cerrados

Dada la situación en la que nos encontramos los responsables de Bullicius, me pareció oportuno este artículo de Arturo Pérez-Reverte. Cómo no es la primera vez que comparto con vosotros un trabajo de este escritor, no os lo voy a presentar, aquellos que no lo conozcáis podéis leer la otra entrada sobre este guerrillero aquí. Lo que no hice fue poner foto, así que aprovecho hoy que no tengo mucho texto de introducción.

En esta ocasión, os acerco “Esa fiel infantería”. Un artículo referente a aquellas personas que deciden buscar fuera lo que su propia tierra no les da. Una reflexión de una persona cansada de ver, por los lugares más inóspitos del globo, a españoles bregando por un hueco o un trozo de pan. Un texto lleno de nostalgia, frustración y, por que no, cariño. Espero que os guste, a mí me encanta. Leer más…

“Un colegio no sexista” by Arturo Pérez-Reverte

Jue, 24 marzo, 2011 Los comentarios están cerrados

Hoy me gustaría compartir con vosotros un artículo del grandísimo Arturo Pérez-Reverte. Este escritor que no necesita presentación, tiene una columna titulada “Patente de corso” (el enlace es para que entendais porque escogió este nombre) en el dominical XL Semanal. Como e indicado, cada domingo en cada nueva publicación, trata de poner su granito de arena para que la sociedad actual despierte del letargo en el que parece se encuentra. Tocando muchos palos y siempre desde su “modesta opinión” analiza una situación o actuar cotidiano de la sociedad. Arturo Pérez-Reverte es un experto, sobretodo en temas de guerrillas, guerras y vida en general, que bajo su mordaz ironia y aplastante claridad nos dice lo que hay, ni más ni menos.

En esta ocasión, os acerco “Un colegio no sexista”, un artículo sobre la tonteria instaurada en nuestro país con el bienqueda, el quediran, la paridá y la manía tan grande que tenemos de poner etiquetas a todo lo que se mueve. Aunque comparto totalmente el trasfondo de porque nos cuenta ésto, puedo entender que alguien no esté del todo a favor. A pesar de ello creo que quien no lo comparta podrá, perfectamente, reconocer, aunque sea, la valía literaria del artículo, es decir, que lo disfrutará, seguro, de todas formas.

No sé de qué diablos protesto, a veces. Soy un gruñón bocazas, porque en realidad vivimos en un país fascinante. Según donde te sitúes, o lo haga el azar, lo mismo puedes echar la mascada por sotavento que rularte de risa o estamparle besos al vecino de barra. Yo mismo, cuando tengo sobredosis de telediario y me asomo a la ventana pidiendo que llueva napalm y nos lleve a todos a tomar por saco, me organizo a veces una terapia que funciona de cine: corro al bar más próximo, pido una caña y una tapa, miro alrededor y tiendo la oreja. Leer más…

A %d blogueros les gusta esto: